¡Plantas artificiales en tu decoración!

Si eres de los que aman las plantas pero no tienes tiempo disponible para cuidar de tu jardín, este post sobre plantas artificiales es para ti.

Cultivar tu propio jardín tiene muchos beneficios, y la tarea de cuidar las plantas puede resultar una actividad muy entretenida, sin embargo, es necesario dedicar algo de tiempo y dinero para conservarlo en óptimas condiciones. Es por esto que una alternativa para incluirlas en tu decoración sin tener que dedicarte a regar periódicamente y abonar las raíces, son las plantas artificiales.

Por eso te contaremos cuáles son las principales ventajas que te ofrecen y los espacios ideales para ubicarlas.

AHORRAS DINERO

Al no requerir de mantenimiento, no necesitarás invertir dinero en implementos de jardinería y gastar agua para que crezcan, ya que puedes comprarla en los tamaños que desees sin necesitar de mucho para conservarlas.

EVITAS LAS PLAGAS

Por su propio proceso natural, las plantas son blanco de insectos y animales que se alimentan de ellas. Lo que también se puede convertir en una pesadilla si no tienes las precauciones adecuadas. Cosa que evitarás si optas por las plantas artificiales.

¿DÓNDE PUEDO COLOCARLAS?

Las plantas artificiales no requieren de sol, así que da lo mismo si las quieres ubicar en tu ventana o al interior de tu casa, porque pueden adaptarse a cualquier clima.

Los espacios ideales para tener plantas son las zonas sociales de tu hogar, como la entrada, la sala y el comedor. Además, las plantas con flores tienen significados sociales según su especie, como las rosas rojas, por ejemplo, que expresan romanticismo. Así que puedes aprovechar estos significados y transmitir un bonito mensaje a tu familia o visitas sólo usando plantas.

Colocar plantas artificiales en tu habitación provoca la sensación de descanso, ya que el cerebro tiende a relacionar la relajación con el contacto con la naturaleza. Y lo mejor de todo es que cualquiera que uses, no producirán alergias.

Colocar plantas artificiales en tu habitación provoca la sensación de descanso, ya que el cerebro tiende a relacionar la relajación con el contacto con la naturaleza. Y lo mejor de todo es que cualquiera que uses, no producirán alergias.

¿CÓMO CUIDAR TUS PLANTAS ARTIFICIALES?

A pesar de no requerir mantenimiento, las plantas artificiales pueden acumular polvo con el tiempo, por lo que es recomendable que las limpies cuidadosamente con un paño siempre que sea necesario para que no pierda su brillo.

¡Ojo! Si te estas mudando o simplemente vas a guardar tu planta para usarla en otra ocasión, ten en cuenta lo siguiente:

• Recoge las hojas en la dirección en que están fabricadas, porque si las fuerzas, las puedes debilitar, torcer o desprender.

• Fórralas con un plástico y sobre este pon la cinta adhesiva para asegurarlas. Nunca pegues la cinta directamente a las hojas porque al retirarla, podrías arrancarlas.

• Trata de meterlas en una caja de su tamaño y no dobles el tallo o la base para hacerlas coincidir, ya que sólo conseguirás romperla.

• Guárdalas de forma vertical, así evitarás que se doble o se quiebre.

Para mayor información sobre el cuidado de tus muebles, consulta aquí nuestros manuales de uso y cuidado.

¿Te resultó útil este artículo?

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…

Compártelo con tus amigos.

WhatsApp
Facebook
Twitter